El respeto, la confianza y la credibilidad son los elementos intangibles que pueden ayudar o frenar su carrera. El respeto no debe convertirse en un objetivo y se debe ver como una imagen que se proyecta, que se gana y no se merece. La confianza es un ejercicio cotidiano de construcción colectiva, pues no se puede generar confianza en un grupo o individuo que no la proyecta. La credibilidad es la consecuencia de las dos anteriores y del cumplimiento de los compromisos, sin reparar en el tamaño que este implique.

Los siguientes son puntos claves que combinados lo ayudaran a mejorar su imagen como líder:

  • Cree una visión. Y proporcione los recursos necesarios para seguirla

  • Comunique esa visión. Hable de ella con confianza y constantemente en cada oportunidad.

  • Sea apasionado. Su entusiasmo animará a la gente que acepte sus ideas y persiga sus metas. No se puede encender fuego con un fósforo mojado

  • Cumpla lo que dice. Déjese ver. Los miembros de un equipo desean que su líder se involucre con ellos. Y, si usted dice que hará algo, desean saber que puedan contar con su palabra. Si usted quiere que los demás sean responsables usted debe actuar con responsabilidad.

  • Cree una atmósfera agradable, de apoyo. Sea un buen oyente. Sea paciente. Esté abierto. Su equipo desea sentirse que pueda expresarse libremente. La confianza construye confianza.

  • Demuestre que usted valora el trabajo de cada miembro del equipo. Usted tendrá gente con diversos niveles de habilidades y diversas responsabilidades. Reconozca que cada uno contribuye al éxito del equipo.

  • Esté abierto a la controversia. Los miembros del equipo deben sentirse que pueden expresar sus ideas y creencia libremente sin consecuencias negativas.

  • Conozcas sus fortalezas y debilidades. Reconozca sus errores y trabaje por eliminarlos, esa franqueza le permitirá a su equipo entender que todos tenemos la oportunidad de mejorar.

  • Acepte la responsabilidad de sus acciones y de las de su equipo. Demuestre valor. Admita las derrotas y comparta los logros. Los miembros de su equipo quieren un líder que los proteja pero que a la vez los impulse.